AlcaláDigital
07 de marzo de 2016

 


La guerra de “Los hermanos Dalton” contra el ayuntamiento de Alcalá
 
     
 
 
 
 
     

 
 

AlcaláDigital.- Se dice por los circulos periodísticos de los madriles que por aquí  algunos periodistas no se venden se “regalan”. Una desafortunada y equivocada opinión ya que los datos nos dicen todo lo contrario, ya que esta misma semana, desde el PSOE de Alcalá de Henares, se afirma que, a nuestro ayuntamiento, le ha costado 6,2 millones de euros, los 12 años que ha estado metiendo aportación económica los gobiernos del PP de Bartolo y Bello a un medio amigo. Si, si, 6,2 millonazos de euros, a un medio o, lobby de presión, como lo califica el PSOE y  que ahora su director, en un calentón califica al tripartito (PSOE, SOMOS ALCALÁ e IU) que nos gobierna de “cuchipandi” de “mentirosos y sectarios”. Vamos que de regalos, nada, de nada, ya que aquí se cobra hasta por insultar y descalificar.


Y es que, esto de intentar romper el monopolio del negocio de las vallas publicitarias, que a escasas semanas de las elecciones le concedió el PP, ya se ha saldado con una súper multa a una empresa catalana por más de 200.000 euros, y con el concejal de urbanismo, visitando el juzgado, (por un tema que, viene de los gobiernos peperos) y más de un funcionario en la lista de acusados. Un desbarajuste que la semana pasada,  hizo que la clase política asentada en nuestro ayuntamiento, emitiera un comunicado en donde, por primera vez, todos los partidos firmaron algo en donde estaban de acuerdo. Eso sí, estaban solo un poquito de acuerdo ya que del todo el documento, solo lo referente a el apoyo a todos los funcionario, se asumió por la Corporación en pleno. Un triunfo después de la que les esta cayendo, y más viniendo de donde vienen los tiros, y quienes son los que disparan.


Un enemigo, que durante años, y años, era, amigo del PP, y por su puesto lo sigue siendo, y más ahora tras hacer pasar por el juzgado el primer concejal del tripartito, que sin beberlo ni catarlo, le ha cogido de lleno el fuego cruzado, o ajuste de cuentas, que se tiene entre amigos. Y es que, ya se sabe, en las disputas de familias quien se mete entre medias, se lleva las hostias. Y eso es lo que parece que le ha pasado el tripartito, ya que la pelea entre la “familia” por el tema de las vallas de publicidad exterior, viene de lejos, y en las actas municipales esta reflejado.


Tan de lejos,  y tan de cerca, que los que los del PSOE, ya se han plantaó y en una carta remitida a sus militantes, además de ponerles en antecedentes, contándoles la larga película les trasmite que está por concluir, ya que y según se desprende de la misiva, los lobystas, no se van a ir de rositas ni les va a salir gratis, en enfrentamiento a muerte que han emprendido contra  todo un gobierno que se diga lo que se diga, desde que ganó las elecciones, hace nueve meses, esta con fuerza y, muy subido, por lo que la guerra abierta se dilucida larga y costosa. Lo de larga por que el tema esta judicializado, y ya sabemos que por estos lares la justicia no tiene prisa y lo de costosa, pues como que no importa mucho, ya que más costó el pleito de los Barrancos de Azaña, y el nuestro ayuntamiento no se hundió. Por lo tanto, no quisiéramos estar nosotros en el pellejo de los hermanos Dalton.

Y es que, se diga lo que se diga, es para salir corriendo, ya que nosotros que tenemos memoria, en el último enfrentamiento que se protagonizó en la era de Peinado, el balance resultante fue: la venta de la cabecera por su editor. El exconcejal de Urbanismo, Ocaña, agredido. Un incendio en una puerta del ayuntamiento, aun sin esclarecer, (y de eso hace ya más de 15 años). Una grave crisis de Gobierno, con la dimisión de un concejal socialista (El Juli), al que acusaron de irse primero de comilona y después de putas. Presionar al ayuntamiento para la compra de entradas para una fiesta organizad por una empresa privada, en donde entre la compra de entradas y los gastos para acondicionar la Huerta del Obispo, la cosa se puso en 3 millones de las antiguas pesetas, o más,,, según declararon la responsable de Cultura Pilar Fernandez, y el ex responsable de Hacienda, Pablo Gonzalez. Vamos, para echarse a temblar. Ese fue el balance de daños de la guerra anterior, por lo tanto, y según la historia, se prevén cuantiosos daños, y no precisamente por fuego amigo. De momento, el último episodio está en la Junta de Gobierno de este lunes en donde, ahora se pide la anulación de los acuerdos…. O lo que es lo mismo, que quieren seguir sin pagar. Es la Guerra… más madera…

©AlcaláDigital. Todos los derechos reservados. Prohibida su publicación total o parcial


 



 
 
 
 
 
     
 
 
 

  Nos puedes seguir en tuenti información